MUJERES EN LA CIENCIA: TERESA MANERA

02 de Marzo de 2018


MUJERES EN LA CIENCIA: TERESA MANERA

Pehuen Co…. ¡qué placer caminar por la playa a lo largo de la costa mientras sube la marea! Nuestros pies descalzos se hunden en la arena y van dejando una hilera de huellas que marcan el camino recorrido… Al regresar sobre nuestros pasos vemos cómo, en su vaivén, las olas extienden un manto de agua y espuma que luego retrocede y descubre una superficie de arena brillante, lisa, intacta, donde no queda nada de la historia que contaban muestras pisadas.

Paradójicamente, esas mismas arenas cobijan capas de rocas arcillosas que contienen miles de huellas impresas hace más de 12,000 años y que no se borraron. Huellas que nos cuentan historias de un paisaje agreste y semiárido con un clima frío y seco. En ese paisaje el mar no está ahí, queda lejos, muy lejos; más allá del horizonte. Entre los pajonales asoman lagunas de agua dulce, donde la vida se congrega. Son sitios codiciados por los animales que habitan las llanuras circundantes pobladas de pastos duros.  Allí, pisoteando el barro de las orillas, se reúnen numerosas aves acuáticas junto con grandes mamíferos cuyas moles sobresalen entre las cortaderas – perezosos gigantes, mastodontes, macrauquenias, osos- , todos ellos extinguidos hace unos 10.000 años. También habitan el lugar guanacos, pumas, zorros, gatos monteses, ciervos y maras, iguales a los que viven actualmente en la misma zona o en otras regiones del país.  En este ambiente particular, sigilosamente siguiendo un rastro, un cazador persigue a su presa y hundiendo sus pies en el barro también deja su huella…

Todo esto no es un cuento de ciencia ficción, es una descripción que se hace posible gracias a los estudios que durante los últimos 30 años se vienen realizando. Estas investigaciones revelaron que el Yacimiento de Huellas Fósiles de Pehuen Co es único en el mundo, por la cantidad y la calidad de huellas que contiene y por el tipo de fauna que las produjo. 

Este yacimiento, corresponde al área 2 de la Reserva Provincial Geológica, Paleontológica y Arqueológica Pehuen Co – Monte Hermoso, que además está integrada por otras dos áreas: la 1 ubicada entre el “Barco Hundido” y el límite con la Armada Argentina, y la 3 en el partido de Monte Hermoso, que protege huellas humanas de hace unos 6/7.000 años.  Las escasas huellas humanas registradas en Pehuen Co corresponderían a las primeras personas que llegaron a la región y las de Monte Hermoso indican la existencia de un asentamiento humano consolidado. Si bien la diferencia de unos 6000 años que existe entre las huellas del área 2 y 3 es muy poca en términos de edad de la Tierra, sorprende que durante ese lapso se hayan extinguido todos los grandes mamíferos que hacía más de un millón de años vivían en la región. Sólo unos pocos años de presencia humana fueron suficientes para su desaparición.

Ese antiguo ambiente de pastizal todavía sobrevive en las dunas costeras. Este ecosistema con plantas y animales adaptados a la arena constituye un elemento fundamental en la conservación de las playas.   Protegerlo en su totalidad, desde el mar hasta varios kilómetros tierra adentro, es fundamental para nuestra subsistencia.   Actuemos con generosidad e inteligencia para no producir, por desconocimiento, desidia o egoísmo, una vez más daños irreversibles a un ecosistema que nos beneficia.

( Escrito original para la revista HABITAT de la Sociedad de Fomento Amigos de Pehuen Co 24/11/17)

 

 

Teresa Manera es Licenciada en Ciencias Geológicas por la Universidad Nacional del Sur (UNS) y Doctora en Geología por la misma casa de estudios.

Se desempeñó como docente e investigadora del Departamento de Geología de la UNS (1968-2015), es directora científica ad honorem del Museo Municipal de Ciencias Naturales “Carlos Darwin" de Punta Alta desde 1990, y desde el 2012, es miembro del Instituto Geológico del Sur UNS. Publicó numerosos trabajos de investigación en revistas especializadas nacionales e internacionales, además de libros de extensión, capítulos de libros, y varios artículos de divulgación científica en revistas nacionales, entre otras publicaciones. Realiza investigaciones sobre paleontología de vertebrados en temas relacionados con restos y huellas de vertebrados cuaternarios.  Ha realizado numerosos actividades vinculadas con la protección del patrimonio paleontológico y natural del suroeste de la provincia de Buenos Aires,  que impulsaron la creación de la Reserva Geológica, Paleontológica y Arqueológica provincial Pehuen Co – Monte Hermoso  y la Reserva Natural de la Defensa Baterías  “Charles Darwin”. Es coordinadora de la Mesa Técnica (conformada por el OPDS) que está elaborando la documentación relativa requerida por la UNESCO para evaluar la inclusión definitiva de la Reserva Provincial Pehuen Co – Monte Hermoso en la Lista de Patrimonio Mundial. Ha recibido varias distinciones nacionales e internacionales entre las que se destaca el Premio Rolex a la Iniciativa 2004, por el proyecto de protección y rescate del yacimiento de huellas fósiles de Pehuen Co.